diocesis de

chilpancingo-chilapa

La Diócesis de Chilpancingo-Chilapa

Síntesis Histórica

A más de 150 años de la Erección Canónica de nuestra Diócesis

La Erección Canónica de la Diócesis de Chilapa fue decretada por su Santidad Pío VII en 1816 con la Carta Apostólica «UNIVERESI DOMINICI GREGIS».

La Guerra de la Independencia impidió la ejecución. El primero de Marzo de 1860 ordena su erección el Papa Pío IX. El 26 de Enero de 1862 se ejecutó el Decreto con la Bula «Grave Nimis», nombrando como primer Obispo en 1862 a Mons. Ambrosio María Serrano.

Impedido de entrar en su territorio diocesano por la lucha entre liberales y conservadores tuvo que dirigir la Diócesis desde el destierro en San Martín Huaquechula, Puebla. Así con su Obispo desterrado nació nuestro Seminario Diocesano de la Inmaculada.

El 15 de Enero de 2018 tenemos la gracia, gloria sea dada a Dios, de celebrar los 150 años de la Fundación de nuestro Seminario Diocesano de la Inmaculada. Gran honor para nosotros pero a la vez gran compromiso y responsabilidad para la Iglesia particular de Chilpancingo-Chilpa.

La Diócesis de Chilpancingo-Chilapa, es llamada así desde 1990. Forma parte de la provincia de Acapulco (1959) y la integran las diócesis de Ciudad Altamirano (1964), de Lázaro Cárdenas (1985) y la de Tlapa (1992), además de la de Chilpancingo-Chilapa que en 2004 contaba con 86 parroquias.

El obispo Efrén Ramos Salazar (1939-2005), sucesor de catorce pastores que le antecedieron, fue quien impulsó e inició el proyecto de trasladar la sede de las Oficinas Diocesanas a Chilpancingo. Desafortunadamente el obispo Efrén Ramos murió en los primeros meses de 2005, después de una larga y penosa enfermedad. La Diócesis quedó bajo el cuidado del arzobispo de Acapulco Felipe Aguirre Franco, mientras se nombra un nuevo obispo.

La evangelización de los Chohuixcas, Tlapanecos, Mixtecos y Amusgos, familias indígenas que viven aún en esta región, se debe principalmente a los agustinos entre los que destacaron fray Agustín de la Coruña que evangelizó Chilapa y Tlapa y fray Juan Bautista Moya evangelizador de tierra caliente. Al retirarse los religiosos (XVIII) la iglesia local fue atendida por sacerdotes del clero secular vinculados a las jurisdicciones eclesiásticas de México, Puebla, Michoacán y Oaxaca.

Los documentos que conforman el archivo histórico diocesano constituyen la memoria viva de la pastoral ejercida en la circunscripción diocesana. El documento más antiguo data de 1873 y el más actual de 2005.

Los documentos históricos fueron inventariados y mediante los instrumentos de consulta, el usuario puede acceder en la búsqueda, por dos vías: administración gobierno y administración justicia. Ésta agrupa los procesos contenciosos y criminales atendidos por la Curia de Justicia y en aquélla se ubican los papeles referentes al gobierno de la Curia Diocesana.

Las dos secciones se subdividen en series documentales que facilitan la búsqueda de los papeles históricos diocesanos. Son notables las series documentales de correspondencia, cuentas, seminario, parroquia, informes, sacerdotes y circulares.

El acervo documental es importante porque manifiesta el desarrollo de la pastoral en esa región. Todo suceso religioso-social registrado en los documentos de este archivo son útiles para entender la tarea evangelizadora de la diócesis y el caminar histórico socioeconómico de toda la región.

PBRO. HUMBERTO CERVANTES SÁNCHEZ